Cultura y Turismo

Tena vive la dura tarea de rescatar lo que el agua no se llevó de casas

05/09/2017 El Universo

Foto: El Universo

Foto: El Universo

Camas, colchones, cobijas, ropa, veladores, cómodas, armarios, ollas, platos y otros enseres de hogar aún permanecían ayer en las veredas para que se secaran con el sol que resplandecía, luego de que el sábado en la noche fueran afectados por el desbordamiento de los ríos Tena y Pano como consecuencia de la fuerte lluvia.

Muchas familias trataban de sobreponerse del impacto que les causó el ingreso de agua lodosa a sus viviendas después de seis horas de lluvia. “Perdimos todo, fue tan rápido que se inundó todo en menos de diez minutos y no nos dio tiempo a sacar nada, nos quedamos con lo que estamos puesto”, dijo Óscar Lescano.

Las inundaciones provocaron la muerte de Segundo Obando, de 59 años. Otros se salvaron de un destino fatal.

Leer más aquí

Fuente Original

Comunícate con El Oriente a través de WhatsApp

Conviértete en reportero. Envíanos tú material al 099 095 8731 (No recibimos llamadas)

Envianos tu Mensaje

VIDEOS | MENSAJES | FOTOS | NOTAS DE VOZ